7 usos distintos de la esponjita de maquillaje

El producto de belleza que es tendencia, viene en forma de gota y tiene un color rosa, es la esponja de maquillaje Belle.

         

 

1. Aplicar maquillaje. Es su función principal. Gracias a su forma ergonómica y textura, al mojarla con agua la absorbe por completo, haciendo que a la hora de aplicar el maquillaje no se deposite en su interior. Se aplica por pequeños toquecitos a todo el rostro, haciendo que así el maquillaje se funda mucho mejor con la piel y quede más bonito. Utiliza la esponjita Belle para aplicar maquillaje te dará un acabado más natural, más rapidez y menos gasto de maquillaje. 

2. También hay sitio para el bronceador y el iluminador. Hemos puesto a prueba la esponjita Belle y difumina perfectamente el producto con mucha precisión.

 

3. Extender correctamente la protección solar. Olvídate de llevar una capa densa y pesada. Hacerlo es tan sencillo como depositar tu protección solar favorita en tu mano y, con pequeños toquecitos, extenderla con tu esponjita Belle por todo el rostro. De esta forma repartirás el producto de forma homogénea y no habrá zonas de tu rostro que queden desprotegidas.

 

4. Labios mate en un pestañeo. Aplícate el labial que quieras como de costumbre y, con la esponjita Belle da un par de toques en ellos. Ayudará a retirar el exceso de producto y brillo y tus labios estarán mucho mas mate. 

 

5. Refrescar el cutis. Si regresas de un viaje largo o simplemente quieres refrescar tu maquillaje al final del dia, vierte un poquito de bruma facial en la esponjita y repártela por tu rostro con delicadeza. Tranquila, tu maquillaje no desaparecerá. 

 

6. Maquillaje en formato polvo. Evita mojar la esponjita en agua antes de utilizarla y hara magia con tus sombras de ojos y polvos compactos. Gracias a su forma que termina en una punta, podrás aplicar tu maquillaje en aquellas zonas con acceso más difícil. 

 

7. Desmaquillar. Es un apoyo perfecto para el maquillaje que no conseguimos eliminar utilizando una forma convencional, sobre todo los ojos. Con la punta de la esponjita puedes eliminar el eye-liner del lagrimal de forma muy fácil. Además, con su material es hipoalergénico, evitarás irritar o enrojecer la zona. 

 

Si ya la tienes en tus manos puedes ponerla a prueba con todos estos truquitos. Recuerda que después de cada uso es importante lavarla con un jabón neutro. De esta forma se quedará intacta mucho más tiempo.